Punto de Fuga


Una de las formas que podemos utilizar para aportar tridimensionalidad a nuestras fotos es incluir líneas convergentes en nuestras composiciones. Donde esas líneas convergen se denomina Punto de Fuga.

El Punto de Fuga puede estar situado dentro o fuera del encuadre. Un punto de fuga situado dentro del formato contribuye a que la mirada del espectador “no salga” de la fotografía, mientras que si éste se encuentra fuera, la mirada va más allá de la propia fotografía, sale fuera del marco de la fotografía.

En este caso, tenemos un punto de fuga centrado en la parte superior de la imagen. Con ello conseguimos que el espectador recorra la imagen ascendiendo siguiendo las líneas definidas por los bordillos de la calle y por la señal horizontal de tráfico.
jgarcía © 2005
Velocidad de obturación: 1/160
Abertura de diafragma: f22.0
Longitud focal: 18mm

16 Comentarios


Escribe tu comentario